Los aviones presidenciales de los Estados Unidos: Los otros “Air Force One”

Impresionante Imagen del Air Force One en el aeropuerto de Seattle (SEA), con el presidente Obama despidiéndose a pie de escalerilla, en una visita fechada Noviembre de 2013(Official White House Photo by Pete Souza)

Impresionante imagen del Air Force One en el aeropuerto de Seattle (SEA), con el presidente Obama despidiéndose a pie de escalerilla, en una visita fechada en noviembre de 2013 (Official White House. Photo by Pete Souza)

Leo en varias publicaciones electrónicas y de papel del mundo aeronáutico que el gobierno de Barack Obama pretende sustituir los dos aviones presidenciales de que dispone, los archifamosos Air Force One por nuevos aparatos más modernos. Hay que decir que, a priori, el término Air Force One se utiliza para describir a cualquier avión que lleve al Presidente de los Estados Unidos a bordo, pero, desde los años sesenta del pasado siglo, designa a los aviones específicos que se encargan de su transporte, actualmente los dos Boeing 747-200B (designación militar VC-25A) y numerados como 28000 y 29000.

Como no podría ser de otra manera, la Fuerza Aérea norteamericana, que es quien opera esta mimada flota, se ha decantado por la última versión del célebre Jumbo.  Continue reading

Lockheed SR-71 Blackbird: Velocidad Pura

Lockheed SR-71A Blackbird

El SR-71, así es como debería ser un avión: feo cuando está posado en tierra, gotea aceite como un colador, pero cuando se pone a Mach 1 las juntas se dilatan, se seca, se apoya en el viento y vuela como alma que lleva el diablo…lo llevé hasta el límite, a ciento veintiocho mil pies. Solo es feliz a alta velocidad, su lugar no está aquí en tierra…que forma más triste de morir quedándose parado esperando…

De esta manera describía Tommy Lee Jones en la entretenidísima Space Cowboys (Clint Eastwood, 2000) a uno de los más radicales, espectaculares y sorprendentes aviones de la historia: el supersecreto Lockheed SR-71 Blackbird. Continue reading

El Martillo del Japón: Boeing B-29 Superfortress

Recreación pictórica de las Superfortalezas regresando a Iwo Jima, averiadas y con heridos a bordo en muchas ocasiones...

Recreación del aterrizaje de emergencia de una de las Superfortalezas en Iwo Jima, tras cumplir una misión de bombardeo sobre el Japón. La construcción de una pista para este fin en la isla volcánica (a 1.200 km del archipiélago nipón) salvó a muchos B-29 averiados de caer al mar en su regreso a las Marianas (fuente: John Shaw Aviation Art)

En anteriores post hemos tocado de forma tangencial la historia, concepción, desarrollo, historial operativo y legado de este avión. Primaba, en un caso, su valor como ejecutor de una de las armas más terribles que el mundo ha podido ver (Enola Gay). En otro, fue, sin embargo, amable protagonista de una divertida cinta de aventuras Disney. Sin embargo, en esta ocasión vamos a hablar del avión como la gran máquina voladora que era, y no solo como concepto de arma ejecutora, arma disuasoria o como simplemente un gran icono aeronáutico, todo ello en la medida de lo posible, ya que es muy difícil desembarazarnos de esos valores en un avión como éste, el Boeing B-29 Superfortress

Continue reading

Tragedia, terrorismo y responsabilidades: el desastre del Vuelo MH17 de Malaysia Airlines

El avión siniestrado, un Boeing 777-2H6/ER y matriculado como 9M-MRD, es remolcado desde su aparcamiento a terminal en el aeropuerto de Frankfurt. El avión fue fabricado en 1997 (28411/84) y acumulaba 75.322 horas de vuelo (fuente: Alexander Karmazin/Airliners.net)

El avión siniestrado, un Boeing 777-2H6/ER y matriculado como 9M-MRD, es remolcado desde su aparcamiento a terminal en el aeropuerto de Frankfurt. El avión fue fabricado en 1997 (28411/84) y acumulaba 75.322 horas de vuelo (fuente: Alexander Karmazin/Airliners.net)

Terribles son las noticias que vuelven a ensombrecer la hermosa rutina diaria de la aviación. Sin haber sabido aún qué le ha sucedido al vuelo MH370 de Malaysia Airlines, donde el oneroso peso de la actualidad va dejándolo poco a poco en el olvido y manteniéndolo como un extrañísimo enigma, de las que suceden en lugares remotos y del que aún no han podido extraerse conclusiones, hemos sabido del accidente de otro Boeing 777-200ER de esta compañía sobre espacio aéreo ucraniano. A las 14:15 horas (GMT) del 17 de julio, el Boeing 777-2H6/ER con matrícula 9M-MRD y 298 personas a bordo, entre pasajeros y tripulación, y que cubría la ruta entre Ámsterdam y Kuala Lumpur, desapareció de los radares. Minutos más tarde, el enorme birreactor se estrelló contra el suelo en Grabovo (Ucrania) cerca de la frontera con Rusia. Las primeras imágenes ya nos permitían saber que la posibilidad de encontrar supervivientes era totalmente nula.

Inmediatamente surgió la posibilidad, cada vez más contrastada y respaldada por las autoridades aeronáuticas, militares y civiles, de que el avión ha sido derribado por un misil disparado desde tierra. ¿Pero quien ha apretado el gatillo? Continue reading

Un “estafador” a más de dos mil kilómetros por hora: B-58 “Hustler”

Un B-58A Hustler del SAC inicia el vuelo (fuente: b-58hustler.com)

Un B-58A Hustler del SAC inicia el vuelo (fuente: b-58hustler.com)

Unas breves líneas para recordar una efeméride muy especial para la evolución tecnológica de la aviación surgida tras la Segunda Guerra Mundial. Un día como hoy, 11 de noviembre, pero de 1956, el prototipo del primer bombardero supersónico de las Fuerzas Aéreas de los Estados Unidos (USAF) efectuó su primer vuelo, se trataba del Convair B-58 Hustler, un bonito y poderoso avión que, sin embargo, tuvo una vida operativa más efímera de lo previsto, debido a que la rápida evolución de la aeronáutica militar exigía modelos cada vez más flexibles, más económicos de operar y cada vez más capaces de servir para más tareas. Por tanto, el gran bombardero estratégico de gran tamaño, potente y amenazador, iba a desaparecer de los cielos de aquel terrible juego de ajedrez que los historiadores denominaron Guerra FríaContinue reading

El reactor que vino del frío: Tupolev Tu-104

Un Tu-104 inicia el carreteo en el aeropuerto de Schiphol (Ámsterdam), a mediados de los años 70. Obsérvese la comunalidad de elementos con el Tu-16 y el morro acristalado para el navegante (Fuente: Gabriel Desmond/Airliners.net)

22 de Marzo de 1956: los soviéticos presentan en Londres por sorpresa un nuevo y revolucionario avión de pasajeros. Ingleses y americanos estaban inmersos en una carrera para ser los primeros en tener un reactor comercial, pero la industria soviética superaba de golpe a la occidental de un solo golpe: se trataba del Tupolev Tu-104. Continue reading