Lockheed SR-71 Blackbird: Velocidad Pura

Lockheed SR-71A Blackbird

El SR-71, así es como debería ser un avión: feo cuando está posado en tierra, gotea aceite como un colador, pero cuando se pone a Mach 1 las juntas se dilatan, se seca, se apoya en el viento y vuela como alma que lleva el diablo…lo llevé hasta el límite, a ciento veintiocho mil pies. Solo es feliz a alta velocidad, su lugar no está aquí en tierra…que forma más triste de morir quedándose parado esperando…

De esta manera describía Tommy Lee Jones en la entretenidísima Space Cowboys (Clint Eastwood, 2000) a uno de los más radicales, espectaculares y sorprendentes aviones de la historia: el supersecreto Lockheed SR-71 Blackbird. Continue reading

La asombrosa grúa volante Sikorsky S-64 Skycrane

Una grúa volante S-64E en servicio contraincendios

Una grúa volante S-64E en servicio contraincendios (Fuente: ericksonaircrane.com)

Demostrando como nadie hasta donde pueden llegar las capacidades de un helicóptero como transporte táctico y logístico, el enorme Sikorsky S-64 es una gigantesca grúa capaz de mover cargas pesadísimas precisamente en un momento en el que el U.S. Army tenía necesidad de utilizar el aire para obtener suministros, repuestos y ayuda de cualquier tipo. Y es que el Skycrane nació durante la “revolución” de los helicópteros que conllevó la Guerra de VietnamContinue reading

Aviación y Cine (X): Always (Para Siempre)

always_1989_580x865_27407Es difícil que en una película romántica un montón de escenas de aviones hagan un buen papel en el argumento. A veces, sin embargo, la cosa cuaja bien. Algún día hablaremos de Top Gun, pero para este post prefiero detenerme en esta rara avis de Steven Spielberg y hablar de los protagonistas de acero que aquí salen en esta inclasificable cinta de 1989. Porque Always es, a la vez y no por ese orden, un drama romántico, una película de ciencia ficción, una comedia de fantasmas y una película de acción. Y lo más importante de todo: aviones. Bonitos, metálicos y pulidos aviones. Continue reading

Aviación y cine (VII): Con Air (Convictos en el aire)

con_airport01Otro producto de la inagotable factoría Bruckheimer, especializada en explosiones, deflagraciones y detonaciones de todo tipo fue la entretenidísima, a la vez que inverosímil Con Air: convictos en el aire (Simon West, 1997). Protagonizada por el sobrinísimo de Coppola, Nicholas Cage y el también irregular John Cusack cuenta la truculenta historia de un avión destinado al transporte de prisioneros de extrema peligrosidad que es secuestrado por los presos, cuya mente pensante es el malo malísimo John Malkovich (este sí que es regularmente bueno actuando). La prisión aérea o “Jailbird” utilizada para trasladar a estos siniestrísimos hampones, un Fairchild C-123K Provider.
Continue reading